CÓMO DECORAR UNA ENCUADERNACIÓN DE MADERA

encuadernacion en madera
Encuadernación holandesa
con láminas de madera
Hoy en día casi no se usa la madera en encuadernación, pero desde Ojodeva reivindicamos su uso. Ya os hemos dado ideas para hacer cartas de restaurante de madera, y los tipos de madera que vienen mejor para encuadernar. Hoy toca hablar de las posibilidades decorativas que nos permite este material. Y hay muchas, para todos los gustos y estilos. Haremos un repaso por las posibilidades que tenemos para personalizar nuestra encuadernación. Nosotros trabajamos con todas las técnicas descritas, así que, si necesitáis algo, no dudéis en preguntar en nuestro correo. Comenzamos a utilizarla en encuadernaciones de estilo antiguo como la copta o la bizantina, pero hoy en día la incorporamos en cualquier estilo, ya sea como incrustaciones decorativas o como base de la encuadernación. Nosotros estamos enamorados de la madera y queremos contagiaros este entusiasmo.


1) Preparación previa
Pintura para madera
Pintura sobre madera con distinto
número de capas
Tintes para madera
Tintes para madera
Antes de ponernos a pintar es bueno que conozcamos la naturaleza del material que estamos tratando. La madera es un material poroso y absorbente, al que le afectan los cambios de humedad y calor. Además, en el mercado se vende madera de formas muy diferentes (madera natural sin tratar, laminados, contrachapados, MDF...), así que es importante saber qué´tipo de madera tenemos entre manos, y después amoldarnos a sus características particulares. Básicamente colorearemos la madera, al igual que otros materiales: o lo pintamos (creando una capa de color superficial que la cubre) o la tintamos (con el color absorbido). De esta forma, si queremos pintarla, deberemos "sellar" sus poros, es decir, cerrar los poros para que la pintura no se absorba. Por contra, si queremos tintar, tenemos que dejar sus poros abiertos.
Darle esta primera capa a la madera sin tratar para que se pueda pintar se llama "imprimación". El más conocido es el "tapaporos" o "sellador". Se pone sobre la madera tras haber sido lijada (para que la superficie quede lista) y tras quitarle el polvo. Este sellador se puede dar en varias capas (dejando secar bien entre ellas), con lijados cada vez más fino entre capas. Si vamos a tintar la madera, lo que haremos es ponerlo antes del tapaporos, para que absorba el color, mientras que la pintura se pone tras el tapaporos. Siempre es conveniente sellar la madera para que no le afecte la humedad, aunque también hay otros acabados como el barniz o la cera que se pueden combinar o no con el tapaporos. Hay muchos tipos, para distintas clases de madera o de carácter universal. Sea como sea, leeros las instrucciones. Cada producto es un mundo y necesita su forma especial de ponerse. Para no llevarse sorpresas siempre es bueno realizar pruebas en un trozo de madera, para ver cuál es la forma de pintarla que nos gusta más. En el mercado existen también pinturas que no necesitan tapaporos.
Puede darse el caso de que usemos una madera que ya esté barnizada y queremos reutilizarla. En estos casos debemos partir de nuevo del lijado de la pieza hasta llegar a la madera (si tiene mucha pintura, necesitaremos "decaparla"), y seguir los mismos pasos que con una madera nueva.

2) Pinturas y tintes
encuadernacion en madera
Pizarrita de mano teñida y envejecida
Ya hemos visto cómo hay que preparar la madera dependiendo de cómo le vayamos a poner color. Más adelante veremos una tercera opción, que son los acabados con color (como la cera o barniz con color). Ahora hablaré de los tintes y pinturas. La gran diferencia entre un color y otro es que el tinte permite seguir viendo la veta natural de la madera pero, por esto mismo, los colores se verán apagados. Digamos que el tinte se usa cuando queramos darle un aspecto de madera cara a una barata. Para tintar es mejor partir de un color de madera clara, ya que el tinte no logrará variar el color de las oscuras, solamente oscurecerlas un poco más. Básicamente, las maderas más claras son más baratas y las más oscuras más baratas, así que tenemos maderas como el pino, barata y clara, que es muy común tintarlo. El tinte lo podemos encontrar ya preparado (en líquido) y en polvo (el más conocido es la "nogalina", que sirve para tintar con el color del nogal, pero también nos sirven otras "anilinas al agua" que usamos en el tintado de piel). Dentro de los preparados vamos a encontrarnos tintes y "colorantes", que es un tinte con mayor poder cubriente.
encuadernación de madera con chalk paint
Contrachapado con fondo pintado
en chalk paint y transfer
Si la madera no tiene una veta bonita (o si, directamente, es un horroroso MDF) o si queremos colores vivos, entonces optaremos por pintarla. Si tenemos una madera con bellas vetas, me parece un crimen darle una capa de pintura que lo tape todo. Mejor utilizar la peor madera para la pintura. En el mercado hay gran cantidad de tipos de pintura. Hoy en día están de moda las "chalk paint", que son pinturas con tiza que tiene un acabado mate muy utilizado para dar aspecto antiguo a los muebles. También hay pinturas que no necesitan imprimación, lo cual es un ahorro de tiempo considerable (no olvidar, de todas formas, darles una capa de acabado).
Podemos pintar lo que queramos con pintura. Una opción sería utilizarla para crear vetas sobre madera que no la tenga. Hay varias técnicas para realizarlo: podemos, por ejemplo, dar tono marrón claro debajo y, cuando seque, otro oscuro encima que dibujaremos con "veteadores", los mismos que utilizamos en pinturas al engrudo. La segunda capa hay que utilizarla cuando está húmeda. Es bueno trabajar con una pintura esmaltada y satinada, para que el veteador se deslice bien sobre la pintura. Si la superficie a pintar es muy grande, usaremos un retardante. Otra forma es darle un color marrón clarito y, cuando seque, pintar líneas difuminadas de distintos marrones, rojos y negros, con tintes al agua (se echa con esponjas, algodones o telas). Os dejo aquí un vídeo que hay en youtube con la técnica:


2) Trabajo con máscaras: estarcido y serigrafía
encuadernacion en madera
Serigrafía sobre madera a
cinco colores, de Fermap
encuadernacion madera con stencil
Encuadernación de estilo japonés
con estarcido y pintura lijada
Son dos formas de trabajar con máscaras sobre madera, dando color en las zonas que no tienen la máscara. El estarcido lo vamos a poder realizar en el taller o casa, cortando una plantilla preparada para ello o comprándola (plantilla de estencil, stencil o estarcido). Esta plantilla tiene limitaciones ya que no puede haber zonas de la plantilla que no estén sujetas a ella pero se pueden realizar auténticas bellezas cuando se le ha cogido el truco. La serigrafía, por contra, aunque también trabaja con máscara, ésta se realiza sobre cualquier tipo de dibujo que tengamos en el ordenador. Pero, en este caso, deberemos tener todo el material necesario para hacer serigrafía o, si no, contratar a una empresa que nos lo haga. Hay que saber que te van a cobrar por cada uno de los colores que lleve la serigrafía, y te van a cobrar lo mismo hacer una que 35, así que es una buena opción cuando se hace una tirada sobre esta cantidad.

3) Impresión
encuadernacion en madera impresa
Impresión sobre tablillas
Con las nuevas tecnologías de impresión sobre materiales rígidos ya se puede imprimir sobre cualquier superficie, entre ellas la madera. En este caso se tiene que contar con una empresa especializada y deberéis preguntarle si imprimen con una base en blanco, ya que el color que ya tiene la madera afecta al color impreso y es mejor ponerle una tinta blanca primero. Esta opción no la tienen todas las impresoras y es más cara. Sin embargo, este tipo de impresión nos ofrece imágenes a una enorme calidad. Además, la impresión, a diferencia del estarcido o la serigrafía, se amolda a la variable superficie de la madera. Así, se puede imprimir sobre tablillas como las de la foto, sin que se note zonas en blanco entre las tablillas, ya que la impresión también ha tintado los laterales de la madera.

4) Transfer
encuadernacion en madera
Transfer sobre lámina de madera
Una opción para poner imágenes sobre la madera (si no tenemos la opción de la impresión es el transfer). Hay varias formas de realizar la transferencia de una imagen sobre madera. Se puede utilizar un gel de transferencia, con algún tipo de acetona (ambos con impresiones con tóner o fotocopias) o con con hojas de transferencia (para impresoras de chorro de tinta). Cada una de las técnicas da un estilo más o menos definido. El gel de transferencia da un color pleno, pero se nota el borde de la transferencia. Por contra, la acetona no deja marcas alrededor, pero los colores quedan más apagados. En este entrada vais a ver varios ejemplos de transferencia sola o con junto a otras técnicas. Se puede utilizar la transferencia si no tenemos que hacer muchas copias pero, si no, sale mucho más económico realizar impresiones.

5) Envejecido: decapado, óxido, pátinas, craquelado...
Encuadernación copta craquelada
Encuadernación copta craquelada
Son muchas las técnicas que podemos utilizar para envejecer nuestros trabajos en madera. El envejecido de los materiales está de moda (échale un ojo a la entrada del blog donde hablamos sobre el envejecido de todo tipo de materiales, que viene una buena cantidad de materiales para envejecer). De forma resumida: se puede decapar con dos capas de pintura de colores que contrastan y lijando la primera capa en las zonas que nos interesen (como en la imagen del "bistró"); para oxidarla existen pinturas oxidables que necesitan de tres capas (imprimación, pintura y líquido para oxidar) como los de la marca "modern masters"; las pátinas las veremos al tratar de acabados; y el craquelado se puede realizar con "craqueladores" específicos para madera.

6) Por calor: pirograbado e impresión con láser
encuadernacion en madera
Pirograbado sobre holandesa
de piel y madera

encuadernacion en madera
Láser sobre madera de Lorgie
Una de las técnicas que quedan más bellas sobre madera son aquellas que que queman la superficie para realizar la imagen. Se pueden realizar a mano con un pirograbado, o mediante un ordenador y una impresora con láser. Algunas de estas impresoras también cortan, por lo que se pueden realizar, de la misma forma, calados en la madera. El dibujo se realiza a un solo color, que es el de la madera quemada, pero puede tener tonalidades más o menos oscuras. La resolución de las líneas no es tan grande como una impresión normal, por lo que hay que tener en cuenta no hacer diseños con líneas muy enrevesadas y pequeñas. Ojo: que la madera no tenga ningún acabado antes de trabajar con ella de estas dos formas, ya que el calor puede puede fallar por culpa de dicho acabado, o que aparezcan vapores indeseados y tóxicos al trabajar.

7) Quitar madera: madera calada, rebajada, tallada, fresada...
encuadernacion en madera
Encuadernación copta con
madera tallada y teñida
encuadernacion en madera
Tapa tallada de Alunsina
Handbook
Una de las opciones más originales que nos aporta la madera es la forma en que se le da volumen. Si es una tabla delgada (hasta unos 4 mm) se puede realizar calados con una impresora de corte por láser. En maderas más gruesas, como por ejemplo si usamos tapas de madera natural de 1 cm en encuadernaciones coptas, podemos tallar la madera, dándole forma en bajorelieve o hacer ventanas donde realizar "encapsulados", donde podemos colocar lo que queramos (fotografías, objetos...). Es una opción que da mucho juego, pero se necesita mucha técnica antes de que salga algo medianamente decente.


8) Añadir objetos: cosidos, madera laminada, decoupage...
encuadernacion madera
Cosido a lomo de madera
Encuadernacion de madera con decoupage y anillas
Encuadernación de madera con
decoupage y anillas
Otra opción es que, en vez de quitar material, lo añadimos a la encuadernación. La madera laminada nos sirve para decorar portadas de encuadernaciones que ya tengamos hechas. Podemos realizar un dibujo con los colores de las distintas maderas, hacer un mosaico más libre (como en la holandesa) u ocupando toda la portada (como en la encuadernación de "terraceando"). De esta forma, podemos convertir en una encuadernación de madera a cualquiera hecha con otro material. Con el cosido podemos hacer cualquiera de las decoraciones que nos permite este material. Por ejemplo, podemos utilizar una madera gruesa como lomo a la que coseremos los cuadernillos (como en la foto), o haremos cosidos en la portada (por ejemplo, nudos marineros, o "string art"). Y qué decir del "decoupage", donde se pegan papeles a la madera. Es una de las técnicas más comunes a la hora de decorar maderas en el hogar, incluso imprimiendo nuestros propias hojas. Queda bien con dibujos que se puedan recortar justo al borde y no se vea el final de la hoja.

9) Dorado o plateado
encuadernacion en madera
Transfer del codex washingto-
niano, con dorado
encuadernacion en madera
Árbol plateado
Hay dos formas básicas en las que dorar una madera: o pegando material sobre la madera, o pintándola. Además, cuando doramos o plateamos podemos usar oro y plata de verdad, o láminas que la imitan. Si vais a trabajar con imitación, se suele pintar debajo de la plata en un azul oscuro, y en el oro con un rojo oscuro, y luego pegar las láminas poniendo mixtión (para otras opciones, buscar "dorado" en el glosario). También hay muy buenas pinturas que podemos encontrar para pintar con pincel o spray. Yo recomiendo que, si no se quiere que se note a pincelada, se trabaje con plantilla y spray. Y si se trabaja con pincel, intentar hacerlo con uno muy fino y luego pulirlo con una piedra de ágata, como si fuera oro.

10) Pintura al agua
encuadernacion en madera
Libro con madera tintada "al agua"
por Paula Fibras
Una última técnica que comparto con vosotros es la pintura al agua, que ya he descrito cuando he hablado de pintar papel y piel. Se tiene que tapar el poro (y queda como en la fotografía) o ponerle alumbre. Yo recomiendo esta segunda opción, ya que los colores quedan mucho más vivos. Eso sí, si se hace con alumbre hay que acordarse de que hay que lavar la pieza tras pintarla, con agua con poca presión. Es conveniente, para que se pinte toda la pieza, el tenerla cortada un poco más grande, para poder sujetar la madera por ese lugar mientras la introducimos en el agua con la pintura.

11) Acabados
encuadernacion en madera
Tapas con decoupage,
con acabado en
barniz y con cera
Al igual que es importante preparar bien la madera antes de decorarla, lo mismo sucede con el acabado. Con el acabado protegemos nuestra decoración pero también la madera, sobre todo si se va a dejar a la intemperie (como, por ejemplo, una carta de restaurante que pasa del calor de la cocina a la lluvia de la terraza en un momento). Básicamente vamos a encontrar tres formas de acabado: barniz, laca y cera. El barniz suele utilizarse para darle un acabado con color a la madera. Protege la madera, aunque no tanto como la laca que, por contra, no suele tener color. Por último están las ceras, en líquido o no, que "nutren" la madera y le dan brillo.Las ceras pueden tener color, y se utilizan en acabados con aspecto antiguo. Vamos a echar el acabado con brocha, rodillo o spray. Si no queremos que se noten los brochazos, por ejemplo con el barniz, y no tenemos spray, se puede pasar un rodillo para aplanar los brochazos. Eso sí, es conveniente poner un par de capas (esperando que seque la anterior). También hay que tener en cuenta que hay acabados para exteriores o interiores, y con brillo o mate.

Como ves, el mundo de la encuadernación en madera es inmenso y está lleno de posibilidades. ¿A qué estás esperando a probarlo? Y, si quieres, escríbenos, dinos tu idea, y nosotros la llevamos a cabo.

3 comentarios:

  1. me encantan las posibilidades de la madera. Yo he usado anilinas y decoupage en estilos más informales de este modo: https://www.facebook.com/fetichesdecarton/photos/a.703953586389175.1073742005.156476701136869/703953773055823/?type=3&theater y con otro efecto, en estas: https://www.facebook.com/fetichesdecarton/photos/a.694305037354030.1073741997.156476701136869/694305377353996/?type=3&theater.
    El acabado puede ser cualquiera de los que mencionas, hermoso post! Gracias

    ResponderEliminar
  2. (Disculpas, las ligasse copiaron de ese modo!)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No pasa nada, Silvia. Debe de ser que los comentarios no aceptan enlaces para que no se haga publicidad desde aquí de páginas y cosas por el estilo

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...